La alimentación vegana se extiende a nuestro alrededor como tendencia saludable. Puede que te interese por respeto hacia los animales, por tu salud, por proteger el medioambiente o por todas estas razones a la vez. La cuestión es que los platos veganos son una buena elección que puede ser muy sabrosa, además de saludable. Si quieres aprender a cocinar comida vegana, hoy te damos algunos trucos que te servirán para preparar un menú saludable.

¿Quieres ir un paso más allá? Fórmate con el curso de nutrición y dietética y aprende todo lo necesario sobre alimentación y nutrientes.

Consejos para una alimentación vegana

Si ya has adoptado esta alimentación sabrás que no tiene nada que envidiar a otras. En caso de que aún no hayas dado el paso, que no sea porque pienses que te perderás algo. Aquí tienes cuatro consejos que te servirán de guía si quieres emprender una nueva forma de cocinar y alimentarte.

El equilibrio

Si por algo se caracteriza la alimentación occidental en la actualidad es por su desequilibrio, además de su bajo valor nutricional. Se ingieren demasiadas proteínas animales y grasas de mala calidad. Al pasar a una alimentación vegana es importante no sustituir la proteína animal por pasta o arroz, por ejemplo. La pasta y el arroz tienen su sitio y las verduras y la proteína vegetal el suyo.

Antes de ponerte a cocinar, infórmate un poco sobre tus necesidades nutricionales. Dependen de si tienes o no alguna enfermedad, de tu actividad física y de tu peso y altura. Con esa información orientativa, ya estarás listo para cocinar platos deliciosos y equilibrados. No debemos olvidar que se puede consumir mucha comida basura vegana y ese no es el objetivo.

Como último apunte, nunca está de más recordar que consumir platos veganos requiere suplementación de vitamina B12. El resto de nutrientes necesarios los obtendrás de tu dieta equilibrada.

La variedad

Nos referimos a que hay que comer de todo, evitando dulces y fritos de manera habitual, evidentemente. La variedad hace referencia a elegir alimentos y preparaciones que nos gusten pero sin abusar de ellos para no aburrirnos. Esto aplica a cualquier tipo de alimentación.

La preparación

Tanto si te gusta cocinar como si no, vas a tener que dedicar un tiempo a preparar los productos veganos. Aunque algunos alimentos sabrás prepararlos muy bien, otros quizá no. Por este motivo es preferible dedicar un tiempo inicial a aprender a elaborar platos veganos que llevarte una decepción al comer.

Los sustitutos

Muchos veganos echan de menos algunos sabores que forman parte de su cultura gastronómica. Hay quien dice que no entiende que se busquen sustitutos para comer algo vegetal que sepa a carne. La realidad es que ningún vegano busca que un sustituto sepa a carne. Busca que tenga texturas y sabores similares, como por ejemplo, las especias utilizadas en un chorizo, no el sabor a la carne. De este modo pueden mantener algunos de sus platos tradicionales.

Prueba a buscar los tuyos para tener más opciones. No son necesarios en absoluto. Es más, algunos no tienen los mejores valores nutricionales. Simplemente está bien que detectes si echas de menos algún sabor o textura y lo tengas localizado y probado. Por ejemplo, si necesitas algún queso vegano para una pizza y no sabes cómo crearlo en la cocina, puedes comprar uno para consumir esporádicamente.

Trucos para cocinar platos veganos

Gran parte de los secretos para conseguir los mejores platos veganos son comunes a todos los tipos de alimentación. Por ejemplo, cómo conseguir un buen guiso de legumbres puede necesitar trucos con las legumbres o el sofrito y esto es universal. Sin embargo, hay determinados trucos que te pueden servir para preparaciones más específicas.

Aprende a preparar el tofu

Si tienes pensado aprovechar las bondades del tofu, lo mejor será que aprendas cuanto antes a prepararlo. Puedes usarlo de muchas maneras pero sé consciente de que es bastante insípido. Tiene unos buenos valores nutricionales y puedes añadirlo a muchos platos. El truco es saber cocinarlo bien. Antes de probarlo busca recetas específicas o preparaciones básicas. Recuerda escurrirlo bien y añadirle sabor mediante marinados o especias, por ejemplo.

Experimenta con nuevas maneras de cocinar

Aunque es de sentido común, hay personas que no conocen más formas de preparar determinados alimentos. Por ejemplo, odian la verdura cocida pero no prueban a saltearla o a cocinarla en el horno. Explora las posibilidades de los productos, puede que encuentres alimentos que antes no te gustaban y ahora te encanten cocinados de otro modo.

Es tu labor indagar un poco. Puedes tener una lista de platos preferidos pero seguramente necesites más para variar tu alimentación. Debes apuntar otros sencillos de cocinar que no te gustan tanto y buscar otras formas de prepararlos.

También puedes anotar otros que sean baratos y nutritivos y buscar maneras de no aburrirte de ellos. Un ejemplo son los garbanzos. Mucha gente los toma solamente en cocido. Puedes hacer cocido vegano, pero también hummus, falafel, garbanzos con espinacas o ensalada de garbanzos.

Veganiza tus platos preferidos

Hay opción de veganizar muchos de tus platos preferidos. Recuerda, una vez más, informarte antes de cómo se cocinan algunos alimentos nuevos. Vale más la opinión de alguien experto que las instrucciones de preparación que vengan en el paquete.

– En guisos que originalmente lleven carne puedes usar soja texturizada gruesa o seitán. Este último incluso puedes aprender a prepararlo tú y te saldrá económico y delicioso. Está hecho con gluten, así que, si tienes alguna alergia o intolerancia a este, no podrás tomarlo.

– En la salsa boloñesa puedes utilizar soja texturizada fina o mediana, o lentejas, como sustituto de la carne picada.

– En las salsas, puedes sustituir la leche por bebidas vegetales, pero recuerda que estas no deben llevar azúcar. Si añades leche de almendras con azúcar a una bechamel, no sabrá a bechamel. Podrás hacer una salsa bien ligada si añades maizena a la bebida vegetal, además de lo que dé sabor a cada plato concreto (especias o sofritos, por ejemplo).

– Puedes utilizar quesos veganos para tus platos. Además de comprar alguno ya hecho, puedes usar “queso de patata” muy sencillo de hacer con patatas. También te servirán la levadura nutricional y los anacardos al natural para dar un aroma a queso.

Como ves, preparar platos veganos nutritivos y exquisitos es muy sencillo. Simplemente, precisa un poco de investigación inicial y luego todo es experimentar siguiendo las ideas de otras personas veganas.

¡Hola! Utilizamos cookies propias y de terceros para analizar el uso de esta web. Así podemos mejorar tu experiencia de navegación y uso, además de poder mostrarte contenido publicitario de tu interés. Al continuar navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies