Incertidumbre, miedo, presión y noticias, muchas malas noticias. La pandemia del coronavirus puede mermar nuestra salud psicológica. Y es que ante un estado de alarma en el que nos vemos confinados prácticamente la totalidad de nuestro tiempo, nuestro estado anímico puede verse afectado. Si tú también sientes o has sentido desánimo, ansiedad o soledad durante estos días, quédate. A continuación, te dejamos con un decálogo para cuidar de tu salud mental durante estos días. Además, recuerda que en nuestra escuela podrás encontrar el Máster en Psicología Holística + Máster en Coaching.

Salud psicológica y confinamiento: La otra cara de la pandemia del coronavirus

Estamos acostumbrados a leer la importancia de tener una buena rutina de ejercicio físico. Lo cierto es que practicar ejercicio es imprescindible. Pero sin embargo, no tenemos tanta información sobre cómo cuidar de nuestra salud psicológica. Un ámbito que es imprescindible también para nuestro bienestar y que, con el confinamiento por la pandemia del coronavirus, puede verse mermado.

La situación excepcional que nos plantea la pandemia del Covid-19 pone en jaque nuestro sistema económico, nuestra rutina diaria, nuestro bienestar. Por ello, a continuación veremos diez prácticas sencillas que te ayudarán a cuidar de tu salud psicológica durante estos días.

7 consejos para cuidar de tu salud psicológica

El cuidado de la salud mental durante los días de confinamiento es imprescindible para poder sobrellevar esta situación y mantener nuestro bienestar integral. Tomad nota sobre estos consejos y prácticas que nos pueden ayudar a cuidar de nuestra salud psicológica.

1-. No estás solo

La sensación de soledad en situación de confinamiento es, entre comillas, usual. Limitar nuestro tiempo en la calle es, inevitablemente, una restricción de nuestro contacto físico y social. Sin embargo, somos muchos los que hemos puesto freno a visitas familiares, encuentros con amigos o pareja u otro tipo de reuniones sociales.

Para evitar que esta situación merme nuestra salud psicológica, debemos cambiar la forma de relacionarnos. Las redes sociales, plataformas virtuales, el teléfono y los juegos online nunca habían tenido un papel tan importante. Es el momento de utilizar estas oportunidades como “arma” para combatir la sensación de aislamiento y soledad.

2-. Crea una nueva rutina

Si siempre estamos renegando y buscamos romper nuestra rutina, ahora debemos crear una nueva. Tejer una serie de ocupaciones y actividades que realizar a lo largo de nuestras jornadas en casa nos permitirá tener la mente ocupada frente a la incerteza y el miedo.

Crea una rutina de afrontamiento positivo que cuide de tu salud psicológica y mental. Lee, baila, escribe, descubre grupos de música, haz ejercicio en casa… Ocupar tu tiempo con actividades positivas te permitirá dar un paso adelante contra la ansiedad y el agobio.

3-. Noticias sí, pero limitadas

La información es una peligrosa arma de doble filo para nuestra salud psicológica mientras estamos confinados. Recibir una constante alud de noticias negativas puede hacer que nos sintamos abrumados, y nuestra ansiedad e incertidumbre se pueden incrementar. Por ello, una de las mejores decisiones que puedes tomar es la de limitar tu tiempo para informarte.

Además, si sueles hacerlo mediante redes sociales, recuerda que estas son una gran fuente de bulos. Recurre siempre a fuentes oficiales cuando te informes.

4-. Autocuidados y rutinas personales

Si tu excusa para no cocinar, hacer deporte o dormir lo suficiente siempre ha sido el mítico “no tengo tiempo”, ahora han cambiado las tornas. Aprovecha para crear tus propias rutinas de autocuidado. Por ejemplo, échate esa mascarilla que nunca usaste, prueba el yoga, intenta meditar y dedica tiempo a tu cuerpo y a tu salud psicológica.

5-. Cuida de los más pequeños y vulnerables

Si antes hablábamos de soledad, también debemos hablar de aquellas personas que deben afrontar su confinamiento con pequeños, personas con diversidad funcional física o neurológica y personas en situación de vulnerabilidad. Afrontar el confinamiento en esta situación puede ser complicado. Lo mejor es intentar explicar, de manera didáctica, cómo se transmite el virus y cómo podemos frenarlo: quedándonos en casa, manteniendo una buena higiene,…

6-. Todo pasa

Si no has conseguido controlar tu estrés, nervios y ansiedad y sufres una crisis, recuerda que acabará pasando. En muchas ocasiones, las técnicas de relajación y de respiración son una magnífica arma para controlar situaciones de agobio y ansiedad. Además, recuerda que muchos especialistas en salud mental siguen trabajando online, por lo que puedes recurrir a ellos.

7-. Vuelve a descubrirte

Aunque suene a mito, lo cierto es que pasar tiempo con nosotros mismos es una buena oportunidad para descubrirnos de nuevo. ¿Podemos sentir curiosidad por nuevas aficiones? ¡Claro! Es momento de acercarnos a ámbitos que siempre habíamos evitado: aprende a cocinar, descubre cómo estirar tus músculos, lee ese libro que te regalaron y siempre miraste con pereza, empieza a estudiar online…

¡Hola! Utilizamos cookies propias y de terceros para fines analíticos y para mostrarte publicidad personalizada en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación (p.e. páginas visitadas). Clica AQUÍ para más información. Puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies