No hay que ir a la oficina, no tenemos reuniones con posibles clientes y las citas… se han aplazado. Pero eso no es excusa para descuidarnos. Todo lo contrario: ahora es el momento perfecto para poner en práctica estas 5 rutinas de cuidado personal que te contamos. Con ellas seguro que lograrás mejorar tu sensación de bienestar personal. Además, recuerda que en nuestro centro podrás encontrar el Máster en Psicología Holística, con el que conseguir tu mejor crecimiento personal.

¿Nos acompañas a ver las rutinas de cuidado personal imperdibles para esta primavera en casa? ¡Vamos!

Ventajas de seguir rutinas de cuidado personal en tu día a día

Todos sabemos lo ventajoso que es seguir una dieta variada o mantener una rutina de deporte cada día. Sin embargo, proporcionarnos momentos de cuidado personal tienen otras muchas ventajas.

  • Tu autoestima crecerá

Aunque suene a tópico, lo cierto es que el hecho de sentirnos bien con nosotros mismos está estrechamente relacionado con los cuidados personales que nos damos. Por ejemplo, si descuidamos nuestro aspecto físico a lo largo del tiempo, nuestra autoestima se verá automáticamente afectada por ello. Lo mismo ocurre a la inversa, cuanto más tiempo invirtamos en cuidar nuestro cuerpo y mente, mejor nos sentiremos con nosotros mismos.

  • Menos dolores y preocupaciones

Así lo apuntan diferentes estudios científicos: tener como rutinas algunos ejercicios y prácticas de cuidado personal se traduce en menos dolores y menos preocupaciones. Como ya hemos comentado anteriormente, algunas de las prácticas más recomendadas en este sentido son el yoga o el mindfulness. Además de cuidar nuestro cuerpo (al final, no deja de ser ejercicio físico), cuidamos nuestra mente (eliminando sensaciones de dolor, malestar o preocupación).

  • Autoconocimiento

Mirar hacia nuestro interior con este tipo de prácticas es una muy buena idea. Cuidar de ti mismo te permitirá conocerte mucho mejor. Y todo ello, al final, se traduce en una serie de beneficios que impactarán en ti a medio y a largo plazo. ¿Por qué? Pues porqué podrás reconocer tus puntos fuertes, así como tus débiles, y enfocarte mucho mejor a tus objetivos.

5 rutinas de cuidado personal que empezar ahora

Como ya hemos comentado, ahora es el momento de poner en práctica algunas rutinas de cuidado personal. En el siguiente listado encontraréis unas cuantas rutinas de higiene personal, belleza y crecimiento personal. No todo se basa en el cuerpo ni en la imagen, hay que encontrar el equilibrio.

1-. Viste bien, siéntete bien

Aceptemos que estos días hemos abusado del pijama y del chándal y abandonemos ya este recién adoptado “hábito”. La manera de vestir no solo impacta en los demás, sino que también tiene efectos sobre nosotros mismos. No hace falta que uses tacones o te pongas la corbata si vas a estar en casa, pero nuestra vestimenta le manda mensajes a nuestro cerebro y a nuestro cuerpo. Crea un look que te sea cómodo para tu día a día y que defina aquello que “quieres ser”. El subconsciente es muy potente en nuestro bienestar.

2-. No te descuides

La higiene es una de las rutinas de cuidado personal más importantes. Ya sabemos que, probablemente, ahora nadie se de cuenta de que tu pelo necesita un cepillado… Sin embargo, es el momento de probar nuevas rutinas de belleza e higiene. Por eso, te recomendamos que empieces a cumplir con una rutina de higiene personal bien marcada. No te olvides de lavarte los dientes por la mañana, cepillarte el cabello o seguir tu rutina de belleza facial cada día. Todo ello nos dará un nuevo impulso para mantenernos con buen humor y sentirnos mucho mejor en nuestro día a día.

3-. Diario personal

Puede ser una tarea prácticamente imposible para los perezosos o las personas muy ajetreadas. Sin embargo, ahora es mucho más fácil que adquieras la rutina: ¡tiempo en casa no nos falta! Escribir un diario personal nos permite “descargar” nuestra mente antes de irnos a la cama. Todo lo que dejas por escrito, se va de tu cerebro y eliminas preocupaciones o pensamientos. Bueno, tal vez todo no, pero sí una gran parte.

4-. Mindfulness, meditación y yoga

Es un buen momento para convertir estas prácticas en una rutina de cuidado personal. Practicar alguna de estas disciplinas en tu día a día te permitirá sentirte en mayor armonía contigo mismo. Introspección, calma y concentración definen estas prácticas que no puedes dejar escapar. Practícalas un rato cada día y notarás los resultados muy pronto.

5-. Lectura, descanso, tiempo para ti

Finalmente, ahora tienes la oportunidad de convertir en rutina de cuidado personal todo aquello que te apasiona. Por ejemplo, siempre has disfrutado leyendo un buen libro pero nunca encontrabas el tiempo para invertir en la literatura. Empieza ahora a buscar un hueco en tu día para que esta pasión se acabe convirtiendo en rutina. Invertir tiempo en alguna actividad que te satisfaga personalmente se convertirá automáticamente en una rutina de cuidado personal.

Recuerda que cuidar de ti mismo es siempre una buena idea y que, por más consejos que te demos, lo mejor es conocerte a ti mismo e invertir tu tiempo en hacer eso que te va a llenar.

En este pequeño listado, por ello, podríamos también incluir la práctica de deporte (suave o más intenso, según tus necesidades o capacidades). Esta también es una rutina de cuidado personal que impacta directamente en tu bienestar. Lo mismo ocurre si hablamos de la dieta. Ahora es un buen momento para empezar a hacer cambios en ella y aplicar aquellos consejos que siempre aplazábamos. Ya no hay tiempo para procrastinar, ponte en marcha y empieza a aplicar tus propias rutinas de cuidado personal.

¡Hola! Utilizamos cookies propias y de terceros para fines analíticos y para mostrarte publicidad personalizada en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación (p.e. páginas visitadas). Clica AQUÍ para más información. Puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies