Hoy en día estamos cada vez más acostumbrados a comunicarnos a través de medios digitales. Utilizamos diariamente la comunicación 2.0. Lo que muchas personas no saben es que esa forma de mantener comunicaciones deja huella. Es lo que llamamos la identidad digital. Hoy te damos las claves para saber qué es este término y cómo se cuida para no perjudicar. ¿Te apasiona este ámbito? Pide más información sobre nuestro Máster marketing digital y sigue leyendo.

¿Qué es la identidad digital?

La identidad digital es toda aquella información sobre una persona física o jurídica que se queda reflejada en la red. Es algo así como un rastro digital. Suele contener todo tipo de información: imágenes, fotografías, teléfonos, datos personales, seguidores o incluso amistades.

Normalmente esta huella se crea generando contenido de forma online a través de redes sociales, por ejemplo. Pero también existen otros métodos: blogs, noticias, artículos universitarios o publicaciones del estado. Son muchas las formas en las que la información puede ser publicada y encontrada en Internet. Hay que tener en cuenta que hasta lo más mínimo deja huella en el mundo digital. Es por eso tan importante cuidar la identidad digital.

Cuanto más activa es una empresa o persona en la red, más huella digital tiene. Sin embargo, no interactuar con los medios digitales no tiene por qué significar lo contrario. Todo el mundo tiene un rastro online, aunque este sea pequeño y difícil de localizar. Ten en cuenta que hasta lo que no dices o haces está comunicando sobre ti.

¿Qué elementos forman el rastro online?

Son muchísimos los elementos que componen la huella digital de una persona. Prácticamente cualquier cuenta que te abres o cualquier cosa que realices en la red deja huella. Entregas información sobre ti que se mantiene almacenada. Es por eso muy importante vigilar aspectos como:

– Las redes sociales que se usan, así como la información personal que tienen sobre ti o tu empresa. También los correos electrónicos y las suscripciones a aplicaciones y páginas web.

– Las fotografías y los vídeos que se suben. ¿Pueden perjudicarte a ti o a tu negocio?

– Los comentarios que publicas en Internet o que otros publican en tus perfiles. Se pueden mantener mucho tiempo en la red, incluso aunque borres una cuenta. Hay que ir con cuidado con las opiniones que se vierten, por lo tanto.

– Los contactos que se acumulas en los medios online.

– Tu nick o nombre en las diferentes plataformas sociales. Así te deben encontrar (o no) tus clientes.

¿Cómo se puede trabajar el rastro digital?

Lo que sí que es cierto es que la identidad digital se puede cuidar y trabajar. Se pueden crear huellas que no correspondan al 100 % con la identidad real. Pero también se pueden exagerar las cualidades reales en tu rastro para comunicar exactamente lo que te interese. ¿Cómo se puede hacer esto?

Trabajar el rastro digital de una persona

La mejor manera para trabajar la huella digital de una persona física es a través de la marca personal. El personal branding es una estrategia que intenta hacer que los profesionales de determinados sectores tengan características y atributos diferentes. Así, se diferenciarán de otros competidores de su mismo sector. Es una técnica muy utilizada por los profesionales de los negocios y el marketing. Principalmente se utiliza en la búsqueda de trabajo y de relaciones laborales.

Una vez que se opta por trabajar la marca personal para cuidar el rastro digital, hay que trazar una estrategia. Tendrás que cuidar el tono de voz que transmites en las comunicaciones. Esto quiere decir que todos tus mensajes deberán seguir un patrón de lenguaje similar. También es recomendable que utilices el mismo estilo fotográfico siempre. Incluso puedes crear uniformidad en el estilo de tus gráficos. De esta manera, conseguirás que toda tu comunicación sea uniforme y transmita el mensaje de tu estrategia.

Trabajar la huella online de una empresa

Si lo que necesitas trabajar es la identidad de marca digital de una empresa, deberás optar por otro camino. Lo adecuado es trazar un plan de comunicación y de marketing digital. Para ello es muy recomendable contar con un equipo adecuado de expertos que incluya, entre otros puestos, el de social media manager y community manager.

Ellos serán los encargados de cuidar y trazar el rastro digital de tu empresa. ¿Cómo? Con acciones digitales como la creación de contenido en el blog, la creación de campañas de marketing digital, la comunicación de mensajes en redes sociales y el trato al cliente a través de medios digitales, entre muchas otras opciones.

Trabajando todos estos aspectos, tanto para una empresa como para una persona particular, conseguirás mejorar la reputación online. Pero, ¿sabes a qué hace referencia este término?

¿Qué es la reputación online?

La reputación online es un término estrechamente relacionado con la identidad digital. Es por ello que muchas personas tienden a utilizarlos como sinónimos. Sin embargo, ambos términos mantienen una estrecha relación, pero no vienen a ser lo mismo.

El rastro digital es, como ya se ha mencionado, la huella que deja una persona o empresa por sí misma. Por otro lado, la reputación digital es lo que el resto de la gente dice de esa persona o empresa. Es decir, sobre la reputación online se tiene poco o nada de poder.

¿Qué es la reputación online negativa?

Además, la reputación online puede ser positiva o negativa. Una mala fama en el caso de una persona puede venir dada por un mal trabajo que haya ofrecido, por enemigos que le tengan algún rencor o incluso por alguna mala fotografía. En estos casos el tema es grave y tiene difícil solución. Sin embargo, es casi peor si la reputación digital es mala para una empresa.

Un cliente descontento puede hacer estragos en el renombre y la notoriedad de una marca en Internet. Puede llegar a escribir verdaderas barbaridades sobre tus productos y servicios en redes sociales. Esto hará que tu prestigio baje y afectará negativamente a tus ventas. La buena noticia es que todo se puede solucionar. Existen técnicas para mejorar tu reputación online y conseguir así que tu identidad digital sea la que deseas.

¡Hola! Utilizamos cookies propias y de terceros para analizar el uso de esta web. Así podemos mejorar tu experiencia de navegación y uso, además de poder mostrarte contenido publicitario de tu interés. Al continuar navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies