Cuando alguien nos habla de psicoterapia, todos tendemos a pensar en la misma imagen de una persona tumbada en un sillón con un terapeuta tomando apuntes. Y es que aún hay un gran desconocimiento general sobre los tipos de terapia psicológica que existen. Hoy te explicamos qué tipos de piscoterapia puedes encontrar, qué y beneficios te puede aportar. Además, recuerda que en Esneca Business School podrás encontrar formación en Psicología. Echa un vistazo y elige el que mejor se adapte a tus necesidades o preferencias.

¿Qué es la terapia psicológica o psicoterapia?

Vamos a empezar por lo más básico: definiendo la terapia psicológica. También conocida como psicoterapia, la terapia psicológica es el tratamiento de las enfermedades y problemas relacionadas con la salud mental. Partiendo de esta base, podemos entender que hay diferentes enfermedades y, por lo tanto, diferentes tratamientos o enfoques de tratamientos para cada una.

Asimismo, tal como ha ocurrido con la salud física y las enfermedades físicas, en el mundo de la psicología y la salud mental, los tratamientos y enfoques han ido evolucionando, mejorando y cambiando. De ahí que hoy en día podamos distinguir diferentes tipos de terapia psicológica.

Si nunca has acudido a un psicólogo, es probable que dentro de tu mente exista un poco de misterio sobre cómo funcionan los tipos de terapia psicológica que se llevan a cabo hoy en día. En este caso, es normal que al principio cueste decidir qué opción se ajusta más a nuestras necesidades. Sin embargo, no te preocupes, a continuación te las explicamos al detalle.

Tipos de terapia psicológica que existen

Descubre cuáles son los tipos de psicoterapia más conocidos y aplicados en la actualidad y sus diferentes enfoques o herramientas.

1-. Terapia Gestalt

Este es uno de los tipos de terapia psicológica más famosos. Se basa en la escuela de pensamiento Geralt, desarrollada por Laura Perls, Paul Goodman y Fritz Perls en la década de 1940. Esta terapia (concibe al humano, sus necesidades, metas y potenciales) entiende que cada individuo se forma por cuerpo, mente y alma.

En este sentido, se busca impulsar una mente holística, autoimpulsada y sin prejuicios para poder crearse una perspectiva de vida única. Según esta terapia, nuestra percepción puede estar bloqueada por patrones de pensamiento desadaptativos, que son negativos y angustiosos.

2-. Terapia Humanista

Considerada en si misma como la tercera ola de la psicología, es uno de los tipos de terapia psicológica más relevantes de la actualidad. La terapia humanista es la que sigue a las dos anteriores predominantes (cognitivo-conductual y psicoanalítica que veremos a continuación). Esta terapia, que surge a mediados del siglo XX de la mano de Carl Rogers y Abraham Maslow, entiende que las fuentes de conocimiento son la experiencia emocional e intelectual.

En este sentido, el terapeuta humanista y el paciente “navegan” en la búsqueda existencial, pasado por etapas o estados en los que se preguntan el “por qué” de los hechos y el significado de las vivencias. En esta terapia es clave a “autorrealización” de las personas y el terapeuta es un acompañante.

3-. Terapia cognitivo-conductual

Otro de los tipos de terapia psicológica más conocidos es el de la perspectiva cognitivo-conductual, que entiende que las creencias, los pensamientos, las actitudes y el comportamiento afectan a nuestro estado emocional. En este sentido, la TCC busca enseñar al paciente a identificar y evaluar sus comportamientos y dinámicas de pensamiento negativos. Buscando así poder modificarlos, adaptarlos o controlarlos.

4-. Terapia psicoanalítica

Esta terapia, desarrollada por Sigmund Freud y sus teorías, este tipo de terapia psicológica busca averiguar los mecanismos de la mente mediante los que nuestro inconsciente afecta a nuestros pensamientos o comportamientos. Considerado uno de los más influyentes tipos de terapia psicológica, en la psicoanalítica se descubren experiencias tempranas o anteriores de la vida que influyen en la actualidad.

5-. Terapia experiencial

Considerada otra terapia humanista, la experiencial sitúa a cada individuo como una persona única y diferente que busca su propio sentido trascendental. Las sesiones de este tipo de psicoterapia se centran en trabajar las emociones, intentando modificar y reestructurar comportamientos, ideales o creencias relacionadas con ellas.

6-. Terapia de mindfulness o atención plena

Destaca también de entre los diferentes tipos de terapia psicológica la terapia mindfulness, que se enmarca en la tercera ola de terapias. Su principal objetivo es lograr que las personas adquieran un estado de conciencia plena que les permita regular su comportamiento y potenciar su autoconocimiento. El mindfulness y la atención plena buscan conectar a la persona con el aquí y el ahora, fomentando una actitud de aceptación y progreso.

Practicando esta terapia, las personas aprenden a ordenar prioridades, reacciones y la atención. Las bases del mindfulness se podrían resumir en cuatro conceptos, conocidos como las cuatro R: Reposar la atención; Reconocer el pensamiento negativo o distractor; Retornar la atención al presente y Repetir.

¿A qué tipo de psicoterapia debo recurrir?

Es normal que tras leer todos estos tipos de terapia psicológica te preguntes cuál es la que mejor se adapta a tu caso. Lo cierto es que cada persona es diferente, al igual que cada enfermedad, problema o trastorno. Por ello, desde aquí no podemos determinar cuál es la mejor terapia para tu caso.

Para elegir la mejor terapia para tu propio caso, te recomendamos que contactes con un centro especializado en psicología que pueda asesorarte. Los profesionales de la psicología podrán valorar tu caso en particular y crear un plan de tratamiento que se ajuste a tus necesidades y características.

Finalmente, cabe recordar que este artículo solo tiene intenciones informativas. Es decir, nunca sustituyas la visita o estudio que pueda ofrecerte un profesional de la psicología. Te invitamos a que busques la mejor solución para tu caso con el apoyo de un terapeuta profesional.