El coronavirus ha puesto “patas arriba” muchas partes de nuestras vidas que considerábamos consolidadas. Ha ocurrido con nuestra rutina laboral, con nuestros hábitos de compras y con nuestra manera de hacer deporte. Ahora, prácticamente todo lo hacemos en casa: tiendas virtuales, gimnasios online y teletrabajo. Esta situación ha puesto en jaque muchos planteamientos que antes se daban por válidos al 100%. ¿Es realmente el teletrabajo una forma eficiente para la conciliación laboral y familiar? ¿Comporta más problemas que soluciones? ¿Cómo podemos conciliar mejor? ¡Lo analizamos todo en este post de hoy! Además, recuerda que en nuestro centro podrás encontrar el Postgrado Experto en Recursos Humanos + Postgrado Experto en Coaching. Con él podrás especializarte en este ámbito que también va a ver cambios importantes a raíz del coronavirus y la cuarentena.

Conciliación laboral y familiar en tiempos de coronavirus

Antes de vernos abocados en una situación de cuarentena, éramos muchos los que pensábamos que el teletrabajo o el trabajo desde casa iba a solucionarnos el tema de la conciliación laboral y familiar. Sin embargo, ahora que este método de trabajo se ha impuesto en una gran cantidad de puestos de trabajo, las dudas nos asaltan de nuevo. ¿Cómo podemos organizarnos de la manera más correcta para no acabar en un estado de estrés demasiado elevado?

Encontrar el equilibrio entre el trabajo, la vida familiar, la productividad y el entretenimiento u ocio personal e infantil puede resultar, en algunas ocasiones, imposible. Y es que si hay niños, hay trabajo más allá del ámbito laboral, y más en una situación en la que los niños se han quedado con su agenda vacía. Ya no hay escuela, ni hay actividades extraescolares: 24 horas en casa y una hora de paseo.

Para muchos padres y madres, teletrabajar se ha convertido en un reto de conciliación laboral y familiar enorme. Además de Skypes, excels, words y reuniones, tenemos que lidiar con comidas, calcetines, juegos y deberes, berrinches y trifulcas infantiles. ¿Cómo podemos mejorar nuestra conciliación laboral y familiar en situación de confinamiento o teletrabajo? Os dejamos algunos consejos e ideas.

¿Cómo mejorar la conciliación laboral y familiar teletrabajando?

Como ya hemos dicho, conseguir un equilibrio entre todas las obligaciones es difícil estando todos en casa 24 horas. Por ello, a continuación os damos algunos consejos para intentar, al menos, poner un poco de orden en estas caóticas jornadas de teletrabajo y de paternidad o maternidad.

1-. Intenta relajarte

No estamos en una situación en la que el relax sea fácil de conseguir. Aún así, intenta no tomarte las cosas muy a pecho. Mantener a línea el estrés y pensar que no estamos en una carrera, sino en nuestra vida real.

2-. Estudia tus niveles de concentración

Estar atento a nuestra actividad cerebral nos permitirá saber cuándo somos más eficaces. Es imposible mantener una concentración elevada por largas franjas horarias. Por ello, intenta centralizar tus tareas en las horas en las que puedas tener más concentración. El resto de la jornada, en la que se activa tu “piloto automático”, puedes dedicarlo a reuniones, videoconferencias o tareas que requieran de menor concentración.

3-. Establece una “oficina”

Si aun no lo has hecho, ve pensando en qué lugar de tu hogar podrías instalar tu nueva oficina. Ese espacio será tu nuevo lugar de trabajo y, además, deberás transmitirle a tus hijos o hijas esta idea. Organiza tu casa en diferentes zonas: igual que sabemos que en la habitación hacemos los deberes, en la cama dormimos y en el comedor comemos, en esa zona solo se trabaja.

4-. Mantén las rutinas

Aunque estemos en una situación de incertidumbre y dudas, intenta mantener las rutinas anteriores dentro del hogar. Continuar siguiendo los horarios de comidas, de sueño y de higiene, ocio o deberes es imprescindible. No hay una fórmula magistral para conseguir una conciliación laboral y familiar fácil y sencilla, pero mantener los horarios “ordenados” irá a nuestro favor.

5-. Lo que vemos vs. lo que hacemos

Seguro que sigues a algún instagrammer capaz de hacer cada día 25 cosas diferentes con sus hijos. No lo tomes como ejemplo, no es necesario competir o tener la idea de “cuantas más cosas hagamos mejor”. Es completamente aceptable pasar una tarde viendo nuestra peli favorita o descansar jugando a algo “no-tecnológico”.

6-. Horario establecido

Es completamente normal que, con la conciliación laboral y familiar en tiempos de coronavirus, cuarentena y teletrabajo, nuestros horarios se vean un poco alterados. Sin embargo, intenta equilibrarlos cada día y no quedarte hasta muy tarde trabajando. Cumple con las horas de tu jornada y reajústalas a tus nuevas necesidades y la de tus hijos en casa.

7-. Desconecta y cambia de chip

Uno de los grandes hándicaps del teletrabajo y la conciliación laboral y familiar es la dificultad de “desconectar”. Para hacerlo, somos muchos los que hemos buscado nuevos hobbies y nos hemos obligado a aplicar nuevas rutinas. Por ejemplo, hemos visto más series y leído más libros, hemos reencontrado nuestro gusto por la cocina o hemos dedicado más tiempo al deporte en casa.

¡Hola! Utilizamos cookies propias y de terceros para fines analíticos y para mostrarte publicidad personalizada en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación (p.e. páginas visitadas). Clica AQUÍ para más información. Puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies