Unos tenemos poco tiempo, otros deseamos ponernos en forma rápidamente, algunos desean incrementar su masa muscular… En nuestro mundo actual, las particularidades y preferencias personales son muy comunes. Por ello, el mercado se adapta progresivamente, intentando satisfacerlas todas. De ahí y otros factores nace el entrenamiento personalizado, una modalidad deportiva que, además de satisfacer nuestros deseos, tiene muchas otras ventajas. Te explicamos las 7 ventajas principales de contar con este entreno personal ¿Te gustaría convertirte en un entrenador personal profesional? ¡No te pierdas nuestro Máster en Personal Trainer + Coaching Deportivo!

¿Qué es el entrenamiento personalizado?

El entrenamiento personalizado es ese plan de actividad física que se ajusta a nuestras necesidades, objetivos y condición personal. El encargado de diseñarlo es el entrenador personal, un profesional del fitness capacitado para prescribir ejercicios, fijar objetivos y metas y motivar de manera individualizada.

Para hacerlo, este profesional estudia todas las características personales de sus clientes: condición física, espacio y tiempo disponibles, objetivos a medio y largo plazo… Todo ello con un objetivo: alcanzar los mejores resultados en el mínimo tiempo posible y de la forma más segura, duradera y efectiva.

La clave del éxito del entrenamiento personal

La mayoría de deportistas estábamos acostumbrados a acudir a las clases multitudinarias en los gimnasios, sin embargo el entrenamiento personalizado nos ha cambiado este hábito. Consiguiendo colocarse entre las principales metodologías deportivas en cuanto a funcionalidad y éxito.

¿Por qué? Pues porque al tratarse de un entrenamiento personalizado y adaptado a cada persona y necesidades propias, su efectividad es muy elevada. Además, el entrenamiento personal pone a disposición de cada persona los conocimientos de un profesional del deporte, sus recursos y la tecnología. Todo en uno para darle al cliente la máxima efectividad, eficacia y seguridad en su trabajo de entrenamiento.

Por otro lado, seguir un entrenamiento personal tiene muchos otros beneficios y ventajas que lo han convertido en una modalidad favorita. Veamos a continuación cuáles son los secretos del éxito.

10 Ventajas del entrenamiento personalizado

A continuación, veamos las ventajas y beneficios que se pueden obtener de seguir un entrenamiento personalizado.

1-. Motivación

Gracias al apoyo de nuestro entrenador personal, quien configura nuestro plan de entrenamiento personalizado, nuestra motivación se mantiene elevada.

2-. Mejores resultados

Tener a un profesional cualificado pendiente de nuestros progresos es imprescindible si lo que buscamos son resultados eficaces, seguros y duraderos. Con un entrenamiento personalizado nos aseguramos de conseguir nuestras metas.

3-. Entrenamiento personalizado

Ejercicios personalizados según necesidades, estado físico u objetivos. Con un entrenamiento personal no solo te aseguras de cubrir tus necesidades y mejorar tu estado físico, sino que también cuidas de tu salud y previenes lesiones. El entrenador personal será el encargado de asegurarse de que realizamos los ejercicios de manera segura y correcta.

4-. Constancia

Comprometernos a seguir un entrenamiento personalizado con un personal trainer es comprometernos con nosotros mismos a ponernos en forma. Al tener un seguimiento personal, es más difícil “desvincularnos” o abandonar nuestra rutina.

5-. Eficacia

Menos tiempo y más resultados. Con un entrenamiento personalizado, adaptado a nuestras características personales, forma física, objetivos y otros factores, la eficacia de nuestras sesiones de deporte es mucho más elevada.

6-. Flexibilidad horaria

Nada de horarios cerrados en los que debemos acudir al gimnasio o a la clase. Tener un entrenamiento personal y un personal trainer nos da la libertad de poder elegir horario.

7-. Seguimiento

Ver resultados y cambios en nuestro estado físico, de tonificación, de masa muscular o de pérdida de peso no es algo automático. Los cambios que nuestra maquinaria (cuerpo) realiza son costosos y requieren de rutina, conocimientos especializados, fuerza, constancia y paciencia. Todos estos factores los conseguimos mucho más fácilmente con un entrenamiento personalizado.

Además, el profesional que nos diseñe el plan de entreno  nos realizará un seguimiento de nuestro avance, con lo que ver nuestros resultados es mucho más fácil y objetivo.

Acompañar nuestro entrenamiento personal con dieta

Sea cual sea nuestro objetivo personal a nivel deportivo, es prácticamente imposible lograrlo si no lo acompañamos con una dieta personalizada y adaptada. Por ello, lo mejor es que busques un profesional del fitness que también tenga conocimientos en nutrición deportiva.

Generalmente, cuando acudimos a un personal trainer, este profesional se encarga de realizarnos un estudio completo de nuestro estado. No solo analiza nuestra forma física, nuestros objetivos deportivos o nuestras metas en cuanto a peso. También analiza nuestros hábitos diarios: alimentación, sedentarismo, hidratación…

Con todos estos datos, el profesional puede optimizar al máximo el rendimiento de nuestros entrenamientos personalizados. Así, siguiendo unas determinadas pautas nutricionales, nuestros resultados se multiplican. Lo mismo ocurre con la recuperación de nuestros músculos, que se pueden ver desgastados durante el entrenamiento.

Seguir una dieta personalizada junto a tu entrenamiento es imprescindible y de vital importancia. Mantén tu cuerpo bien alimentado, proporcionándole los nutrientes que necesite según tu entreno personal. Además, no te olvides de la hidratación ni antes, ni durante ni después de tu entrenamiento.

¡Hola! Utilizamos cookies propias y de terceros para fines analíticos y para mostrarte publicidad personalizada en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación (p.e. páginas visitadas). Clica AQUÍ para más información. Puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies