¿Qué duda cabe, a estas alturas, de que un psicólogo puede llegar a ser muy necesario en ciertos momentos? Seguro que, como nosotros, has contestado que ninguna. En diferentes épocas, en determinadas circunstancias, cualquiera puede beneficiarse de la ayuda de estos profesionales. No tenemos por qué hacer las cosas solos cuando nos encontramos en momentos difíciles. Afortunadamente, los psicólogos se especializan en distintas áreas para hacer mejor su trabajo, como es el caso del psicólogo deportivo. ¿Te gustaría dedicarte a ello? No te pierdas nuestro Curso Coaching Deportivo y sigue leyendo. Te contamos todo sobre este profesional.

Cómo se llega a ser psicólogo deportivo

Un profesional de esta área debe estar especializado por sus estudios o su trayectoria laboral. Primero debe haber estudiado el grado en psicología. En él hay pocas asignaturas optativas relacionadas, pero alguna se puede cursar. Tras ello, un estudiante puede tener la suerte de hacer prácticas y trabajar en este campo para ir adquiriendo destrezas. Sin embargo, no es tan común ir tan directo. Así que, tras la carrera y las prácticas universitarias, muchos optan por un máster para completar su formación. Así, se pueden convertir en la figura que desean ser: un psicólogo preparado y especializado en el deporte.

La psicología aplicada al deporte

El principal objetivo del deportista, en general, es el desarrollo de sus capacidades físicas. Esto es así tanto si se hace deporte como hobby como si se hace profesionalmente. Sin embargo, es innegable que la habilidad de rendir más o la de resistir el agotamiento e ir más allá dependen de nuestra mente.

Tal vez has experimentado en alguna ocasión la sensación de no poder más físicamente hablando. Sin embargo, en otras ocasiones, en cuanto a intensidad y duración del ejercicio, has podido rendir más. ¿Qué ha cambiado? Aparte de la influencia del cansancio, cuando estás motivado y animado puedes con más. Cuando tienes un mal día, parece que tu rendimiento deportivo baja estrepitosamente.

Así pues, vemos que trabajar la mente se traduce también en beneficios a nivel físico. ¿Cuáles son?

Beneficios del psicólogo en el deporte no profesional

Para disfrutar de la actividad física en el día a día debes aprender a lidiar con tus aspectos más difíciles. Por ejemplo, puedes ser demasiado exigente contigo mismo y no tolerar la frustración de no alcanzar determinados objetivos. También puede suceder que te compares continuamente con los demás o te sientas juzgado. En estos momentos, contar con un psicólogo deportivo te hará ser más feliz en tu práctica del deporte. Pero hay más: superar una lesión, reincorporarse al deporte tras largo tiempo sin practicar o tener que abandonarlo por causas de fuerza mayor. Con estos ejemplos seguro que te haces una idea de la gran cantidad de situaciones en las que te puedes beneficiar de la ayuda de un psicólogo del deporte.

Beneficios del psicólogo en el deporte profesional

¿Cuántos deportistas con gran talento han visto truncada su carrera? Muchos más que los que triunfan, sin duda. Ya sabes que el camino hacia la cima es duro y no todos llegan. Muchas veces no es el talento en la disciplina deportiva lo que diferencia a un deportista de éxito de otro que no lo es. Lo que les separa es cómo se enfrentan día a día a la práctica de su deporte. Veamos algunas áreas en las que trabajar la actividad deportiva con un psicólogo puede acercarte al éxito.

Motivación

Sin motivación no hay espacio para nada más, por lo que es vital mantenerla. A veces es complicado: el deportista ve cómo cada vez se le exige más, mientras aparecen obstáculos físicos y mentales. La labor del psicólogo consiste en conseguir que el individuo aprenda a soportar la presión y a conocer sus límites. En cuanto a las presiones externas, debe aprender que no tiene por qué responder a ellas. En cuanto a las limitaciones, pueden trabajar juntos para superarlas o aceptarlas para que no impidan disfrutar de la actividad.

Intervención en las crisis

Las crisis pueden adoptar casi cualquier forma. Puede ser una mala situación financiera de un club o de unos patrocinadores. También puede haber conflictos internos entre compañeros y/o superiores. No descartemos tampoco la influencia de los problemas personales, que pueden ser de todo tipo. En estos casos es crucial la intervención del psicólogo para trabajar con el deportista el equilibrio emocional. Una persona equilibrada emocionalmente es capaz de centrar todos sus esfuerzos en lo que esté haciendo en cada momento.

Una gran herramienta para trabajar esta estabilidad de las emociones es el mindfulness en el deporte. Aunque es un trabajo puramente personal, la intervención del psicólogo deportivo es básica para entender la técnica, especialmente al principio. Su enorme poder para centrar la atención en el ahora consigue separarnos de las preocupaciones, del pasado y del futuro. Al principio puede resultar difícil y frustrante, pese a ser una técnica aparentemente sencilla. Sin embargo, con la práctica se alcanza un estado de bienestar muy valioso para cualquier ámbito de la vida.

Preparación de competiciones

En las jornadas de preparación para competir hay que controlar al máximo los pensamientos negativos. No son los pensamientos positivos los que ganan las competiciones, sino el trabajo y el esfuerzo. Sin embargo, los pensamientos negativos sí que pueden hacer perder una competición. En este sentido, el psicólogo deportivo trabaja para evitar el miedo a fallar, a perder y a fracasar. Afrontar con calma y serenidad los campeonatos, dando a las victorias y fracasos la importancia justa que tienen es una buena estrategia.

La mejor elección

Ya has podido ver algunas de las bondades de contar con un psicólogo deportivo. Tal vez seas deportista, aficionado o profesional, y estés deseando comprobar por ti mismo las mejoras que puedes conseguir. O quizá seas psicólogo y te estés planteando meterte de lleno en este mundo. Es apasionante y formarte te puede abrir la puerta a ello. En cualquier caso, siempre que veas a un deportista triunfador, feliz y equilibrado, ¡da por hecho que cuenta con un psicólogo del deporte!

¡Hola! Utilizamos cookies propias y de terceros para analizar el uso de esta web. Así podemos mejorar tu experiencia de navegación y uso, además de poder mostrarte contenido publicitario de tu interés. Al continuar navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies